27 octubre, 2008

LA SOMBRA DEL PASADO


Ya de vuelta a casa, se propuso estudiar toda la tarde después de tan ajetreada mañana de trabajo. Comió algo, se deshizo de su uniforme vistiendo algo más cómodo, se recogió el pelo y aprovechando que el frío llamaba a su puerta, corrió hacia el cajón donde guardaba sus calcetines preferidos. Unos calcetines de lana gruesa, de esos “typical english” con dibujos de colores y provistos de suelas antideslizantes, esperando por ella durante todo el verano para volver a arroparle sus gélidos pies.

Una vez preparada para el “combate”, se dispuso a concentrarse en aquello en lo que había encontrado su verdadera vocación, gracias a un hechicero de almas que en un cruce de caminos en una etapa de su vida la guió amablemente hasta el otro lado.
Tomó asiento en aquel pupitre improvisado ordenando sus herramientas de trabajo, encendiendo un flexo que durante mucho tiempo había estado guardado, centrando su luz en todo lo que había preparado. Abrió uno de los libros para continuar con la lectura que había dejado días atrás, captando cada palabra, cada frase sin perder hasta el más mínimo detalle, recopilando datos, relacionando cosas, recordando conversaciones, ejemplos, experiencias, reflexiones... Soplos llenos de magia que, con cada párrafo que leía, una ligera brisa de percepciones, de sensaciones se abría ante ella haciéndole recordar los años que habían desfilado, uno tras otro, hasta llegar a ese día.
Fue en ese preciso instante cuando el tiempo se detuvo ante sus ojos, el tic tac de las manillas de un reloj resonando aún en sus oídos, suave melodía y el eco de una voz lejana recordándole que explorara en su pasado. Qué extraño, se preguntaba, para qué quería hurgar de nuevo en ese lugar casi arrinconado. Es que... ¿acaso había dejado algo olvidado?

Comenzó a adentrarse en los recovecos de su mente dejándose atrapar por el murmullo del silencio que la rodeaba...Cogió el lápiz y comenzó a escribir frases en una hoja.
Una sucesión de pensamientos que iban cobrando forma...
Un alud de emociones recorriendo sus mejillas que se derretía salado... Una tímida sonrisa perfilando sus labios.
Una sucesión de momentos felices que habían cobrado sentido sin tener que pedir permiso en aquella tarde de sábado...

18 comentarios:

amor en libertad dijo...

escribir nos da vida, loose

y escribirnos da vida

s

Shingen dijo...

Una bonita tarde..., habría de existir muchas así, dónde las palabras lleguen sin avisar, como pedacitos de flores que caen del cielo y que te iluminen.

Un beso

RAMPY dijo...

Estoy de acuerdo con amor en libertad.
Un besotes enorme.
sALUDOS
Rampy

ocram5 dijo...

La vida es el pasado, el presente y el futuro, y el pasado pasado está no podemos cambiarlo, así que tenemos que vivir el presente y construir el futuro. Pero que bonito es coger esos calcetines, el viejo flexo y volver a escuchar el tic tac del pasado.

Esther dijo...

Es muy bueno escribir porque sacamos fuera todo lo que llevamos dentro,la tinta con la que escribimos es la esencia de nuestra alma hecha palabras..


besitos

Cristina dijo...

Qué recuerdos, cuántas horas pasé estudiando entre rituales medidos milimétricamente, cuántos años, cuántas veces sentí revelaciones de mi propia vida entre mis libros, y cuánto me ayudó escribir. Sé muy bien de lo que hablas, Loose.
Oye, pues es un buen comienzo para el nuevo camino.
Ánimo y no desfallezcas ante los obstáculos que irás encontrando.
Un besito.

Eria.. dijo...

No hay que planteárselo.. a veces no podemos evitar coger un papel y un ñapiz. Besitos varios.

loose dijo...

Amor y libertad, Rampy, estoy de acuerdo con que escribir nos da vida y escribirnos da vida, claro que sí,...pero al blog, pues de eso se trata.

Shingen, tus palabras y tus versos también son capaces de iluminar hasta lo que permanezca en la más absoluta oscuridad.

Ocram5, hay veces que nos olvidamos de los felices momentos que vivimos en el pasado, manteniendo vivo solamente los malos dando lugar a una exasperación contínua de la que nos es díficil salir ilesos.

Así es Esther, cada palabra que escribimos, la expresamos desde la catarsis del alma.

Cristina, gracias.
Dicen que nunca es tarde...

Eria, bienvenida.

Besos para todos.

María dijo...

Escribir desde lo más profundo de nuestro interior, desde el rincón más intenso de nuestros sentimientos, desde nuestro cobijo interior, desde nuestra alma, escribir siempre desde nuestro corazón, lo más bonito que puede haber en una tarde o en cualquier momento de un día cualquiera.

Y yo que te leo, un placer, Loose.

Un beso.

el piano huérfano dijo...

Leerte es amarte, leerte me dibuja una sonrisa en mi cara, por que ya de hace tiempo noté la vida que hay en ti, la vibraciones, y ahora en tu nueva vida nos trasmites toda tu sabiduría que se convierte en vida, en amor, en todo lo que no podiamos ver, y nos enseño el sabio

un abrazo guapa
te mando mail en breve

loose dijo...

Pianito, qué decirte...

Simplemente se siempre así de bella. Me transmites mucho. Eres todo corazón. La vida empieza a sonreirte y lo más importante, tú también empiezas a hacerlo con ella...

Un besito.

María del Carmen dijo...

CADA PALABRA ES UNA BENDICIÓN APRA UIÉN LA RECIBE.
DETU PLUMA SOLO BROTAN PALABRAS QUE SUMADAS AHCEN AL MEJOR COMPOSICIÓN DEL UNIVERSO ALSO OJOS DE dIOS, SABES PORQUE?
POR LA CALIDEZ QUE TIENEN.

TE INVITO APASAR PRO MIS BLOGS

WWW.PANCONSUSURROS.BLOGSPOT.COM Y DE AHÍ MSI OTROS BLOGS

SALUDO Y DEJO PAZ MARY CARMEN

Quererte dijo...

Que fuerza hay en tus palabras

Pedro dijo...

Gracias por haberme dado la oportunidad con tu visita de conocer el formidable blog que tienes, y el don tan especial que posees con las letras.
Continuaré por aquí cerca.
Un abrazo.

contrahecho dijo...

Muy bonito chiquilla, de verdad, me he sentido cómodo leyéndolo, como si fuese yo el protagonista también.
Un beso.

marea@ dijo...

Las letras están vivas... hablan, sienten, escuchan, incluso pueden llegar a observarte y trasladarte de un lugar a otro...

Magia en los dedos...

Un beso. Marea@

Quererte dijo...

gracias por tus amables palabras de apoyo

el piano huérfano dijo...

hoy hay brisas y aire y lluvia y un corazon solo
que sigue de tu mano