05 noviembre, 2009

PEQUEÑA


Y pensando...pensando...
Pienso que si no lo digo reviento.
Que solo con pensarlo, doto de alas el pensamiento.

Y vuela...vuela alto. Tanto que se ovida de que tan solo es un pensamiento. Toma forma, se agarra fuerte y penetra de nuevo en mi mente, bajando por la frente, acariciando mi rostro hasta mi garganta, mi pecho, donde más fuerte aún se agarra, me oprime, me desarma...

Y grito...grito alto para que se vaya, conteniendo las lágrimas, lágrimas de cristal que caen a un cubo repleto de agua.

Y rebosa...rebosa con tan solo mirarla. Agua...El bien más preciado y yo...yo derrochándola.

Dibujando charcos en mi memoria, en los que reflejarme para abrazarme...a tí, que esperas paciente al otro lado, soñando que algún día, vuelvas a ser la misma de antes.


23 comentarios:

Esteban dijo...

Sai lloras por alguien, que sea alguien que se lo erezca, no todo el mundo se merece una lagrima tuya, un beso

laMar dijo...

Siempre mejor gritar que llorar y hablar que callar, que esos sentimientos se enquistan y se vuelven dañinos. Pero tus escritos son tan claros y tus palabras en el orden adecuado inspirando sensaciones. ¡Precioso mi niña! Triste pero hermoso.
Un abrazo enorme mi niña

Noelplebeyo dijo...

Todo volverá a ser como quieras, si se puede...

Besos

María dijo...

Nada puede volver a ser lo mismo, porque todo cambia, y nada permanece igual.

Pero ... gritemos al viento, dejemos que las lágrimas desborden nuestros ojos, sacudámonos de todos los sentimientos que negativos que nos hacen daño, para que nuestro interior se limpie y desahogue, no lo dejemos dentro, es bueno llorar, gritar... después nuestro interior se queda sosegado, tranquilo...

Un beso.

Ana dijo...

Ufff...Pero es que a veces, nos toca derrochar esas lágrimas...

Muchos besitos preciosa.

RMC dijo...

Muy bien dicho, si no lo haces revientas, un placer leerte, tienes un bonito blog y tus palabras acompañan.

Feliz semana
un beso
RMC

Shingen dijo...

Derramando charcos... vaciándonos, de palabras, con ellas, de todo.

No hay oscuridad sin silencio, no hay luz sin palabras...

... y fuerza.

... y ánimos.

... y besos.

El Ente dijo...

Pequeña inmensidad
que envuelve tus pensamientos
que salga de ti ese huracan
y que ganen fuerza los vientos
arrancando para siempre
esa tempestad, que nada te oprima
y te desarme... y que vuelvas
a abrazar a la que eras antes.


Loose, que tu sueño se cumpla y que yo pueda verlo.

besos preciosa Poeta

Silvia dijo...

Pues me dejas con el nudo en la garganta... y es que lo de ser la misma de antes, ante tanto sentimiento y con el desgaste de la vida... es muy complicado!

Bueno, en cualquier caso es un texto intenso y precioso.
Besicos mil

El último samurai bancario dijo...

Hola Loose

No llores, no estés triste. Él seguirá esperando, estoy seguro.

A veces las cosas son más difíciles de lo que nosotros llegamos nunca a imaginar, pero siempre se solucionan.

Bello relato, sinceros sentimientos, sueños realizables, sin duda. Ánimo y paciencia. Y sobre todo, sonríe, bella Loose. Sonríe.

Besos

Cornelivs dijo...

Poco puedo yo añadir a los comentarios que me preceden.

Preciosa entrada.

¡Besos...!

DEMOFILA dijo...

Loose, preciosa, nunca cambiarás, ¿como vas a ser la misma de antes, si ahora eres fabulosa?.
Esta vez te has superado en tu entrada, es fabulosa, da mucho que pensar, sobre el alma, y también de recapacitar, sobre todo nuestro pasado, aunque el mio más vale no recordarlo, ya lo sabes, me has leido en Avatar.
Te agradezco tu comentario, veo que has entendido la filosofia de mi entrada, llevas razón que a lo que hay que dar importancia es al amor, que nos llena de alegría, y nos llega al corazón.
Un besito, preciosa, que duermas bien, hasta la proxima vez que nos escribamos, que espero que sea pronto.

Sensaciones dijo...

mi niña, cómo me gustó leerte, será que estoy melancólica...

Un besazoooo,me gustó muchiisimo!!

Alijodos dijo...

espero que en poc vuelvas a ser la misma de antes...precioso como lo relatas loose...me gusto y mucho...un beso feliz finde

marea@ dijo...

Dicen que el llorar aclara nuestra mente... limpia el interior y enrojece más el corazón...

busca esos deseos... intenta traerlos más cerca... mucho más cerca y hazlos tuyos...hazlos realidad...

un beso.

lara dijo...

No tengo nada que decir, disfruta de tu talento. Por cierto aunque no quieras cambiar, sigue escribiendo que a mi tu poesía si me cambia...
un beso

Alatriste dijo...

Cuando cambiamos o nos cambian, realmente no sé si hay vuelta atrás, no sé si podemos volver a ser lo que éramos. Quizás el cambio sea para mejor. Sea como sea, es evidente que la vida era más fácil cuando éramos pequeños. Un beso fuerte, amiga y gracias por llenas mis silencios. Cuídate.

Onminayas dijo...

Esa eterna pugna por reencontranos con nosotros mismos... Cuando, finalmente, nunca hemos dejado de ser nosotros mismos.

Besos, Loose. Eres y sigues siendo un ángel.

Equilibrista dijo...

qué mirada más bonita al charquito del alma

El último samurai bancario dijo...

Hola Loose

Catastrófico mi comentario, he de reconocerlo. Pero siempre hay que quedarse con lo positivo, y eso es:

"Bello relato, sinceros sentimientos, sueños realizables, sin duda. Ánimo y paciencia. Y sobre todo, sonríe, bella Loose. Sonríe."

Bueno, ahora que lo pienso, no estuvo tan mal, al menos en este tramo! Jeje

Muchos besos

La sonrisa de Hiperión dijo...

siempre se vuelve a ser el de antes...

Saludos y un besazo!

DEMOFILA dijo...

Buenas noches, guapisima, me encanta que te haya gustado mi poesía, es verdad que después de haber vivido con un ser querido, el dolor duraría siempre.
Pero este no es mi caso, mi entrada es solo una poesia, inspirada, quizás, en un momento bajo, pero estoy feliz y contenta con mi compañero de vida.
Siento haberte confundido.
Que duermas bien, feliz semana, muchisimos besos, y un fortisimo abrazo, volveré a leer tu próxima entrada.

laMar dijo...

Mi niña, hay algo con tu nombre en mi blog.
Un abrazo enorme